POESIA

 

El olmo ya no tenemos

Igrato cardo

Tordueles ya no es Tordueles

 

El olmo ya no tenemos

El olmo ya no tenemos
Para adorno de nuestra plaza, y nunca más tomaremos
La sombra qué nos brindaba.

En una tarde de Junio
De este año 54,
vimos con grande disgusto
que el olmo se vino abajo. 

Juguete fue de chiquillos
En varias generaciones,
Refugio de pajarillos
Y orgullo de los mayores.
Bajo su frondosidad
El templete colocaron
Y en él músicos tocaron
Canciones de actualidad.

Como sello figuró
Hasta en el ayuntamiento
Y a las aves guareció de la lluvia
Y fríos vientos.

Gratos recuerdos que deja
Mientras su vida perduró
Y al morir cuentos de viejas
Llevase a la sepultura.

Un disgusto con su muerte
A todos nos ha causado,
Pero hemos de agradecerle que a nadie hizo el menor daño.

Yo ruego de corazón
A los que aquí me escucháis, dedicarle una oración
Para que descanse en Paz.

            Justo Blanco                                   Tordueles, 5 de Junio de 1954 Subir

 

Igrato cardo

Igrato cardo,
que naciste entre sembrados.
cuántas lugas tú rompiste
y pinchaste a muchas manos....

En una lucha continua
contigo está el campesino, porque no dejas crecer
 las cebadas ni los trigos.

Hoces, garillos y lugas
en plena revolución
por mucho que te resistas
han de ser tu perdición.

Y..,no digas que es de ingratos
el atacar a inocentes
porque es mucho el daño que haces
y en muchos sitios te metes.

No te metas en sembrados
metete en las malas hierbas
y así evitarás
que te declaren la guerra.

Justo Blanco  Subir

 

Tordueles ya no es Tordueles

Tordueles ya no es Tordueles
Tordueles ya no es lo que era
Desde que llegó la orden
De canalizar la vega

Justo Blanco Subir